25 de mayo de 2011

Gusanos y mariposas

En ocasiones siento que no es sano que varios adultos vivan bajo el mismo techo mucho tiempo, con la excepción de las parejas, considero que juntar varias personas con su temperamento e ideas diferentes a determinado plazo las cosas se descarrilan y aunque hay momentos de calma cualquier chispa inicia la ignición y cada uno querrá hacer valer su posición y condición dominante.

En mi caso, he vivido sola desde hace dos años y de repente te mandan a trabajar con otras dos personas y vivir en la misma casa, lejos de lo que conoces y hay que actuar de acuerdo a las circunstancias y elementos que estén a tu mano para llevar a cabo un buen trabajo. Sé que cada quien tiene su forma de llegar a la misma meta, pero considero que respetando siempre. Los vicios pueden aplastar fácilmente a las virtudes personales y hace falta mucho valor para reconocer cuando te equivocas ante la persona que consideras distinta.

Hay que hacer acopio de paciencia y análisis para aprender de personas que en tu vida se te hubiera ocurrido incluir en tu círculo social, me pasa que ahora comparto un departamento con dos hombres (A y B), uno de ellos es el encargado de este asunto y el otro y yo los ayudantes. Se supone que B debía ser el encargado pues tiene más antigüedad, pero su falta de iniciativa no sólo lo relegó a un segundo plano sino que ahora el chavo A y yo somos la parte activa del grupo y él sólo se repliega en el sillón.

No es sólo su hartante pasividad, sino su pensamiento mediocre y comentarios machistas, pero como dirían por ahí eso me hace lo que el viento a Juárez (de dónde viene ese refrán??)...La vida es cabrona pero después de tener a tu cargo un grupo de 30 hombres y 20 mujeres pues simplemente ya el colmillo se afila para lo que venga.

Experiencias como esta son importantes porque conoces la mente propia y ajena, fortaleces tus creencias o las desechas, pero a pesar de la frustración de estar con gente a la que con gusto mandarías a la chingada, no veo para atrás. Sé que cada día se renueva la posibilidad de crecer y aprender. Y esos, esos siguen siendo oruguitas.


0 Fisgones morbosones:

 

Destierro Voluntario Copyright © 2012 Design by Ipietoon Blogger Template